No hay nada más alejado de nuestra realidad como la semana de la moda de Mercedez Benz México, y no es una situación que haya comenzado apenas ahora, en realidad desde que era simplemente fashion week; inclusive también sucedía con su competencia, IDM.

Recuerdo que cuando recién entré a la universidad, para mi era como lo máximo adentrarme en el mundo de la moda, como si fuera lo más fancy de lo fancy convivir y mezclarme con la crema y nata del medio, como si estuviéramos hablando de la semana de la moda de Milán o de Paris, y no por demeritar a mi país, al contrario, lo que critico es justo el hecho de que siempre ha sido, es y será (espero no) una copia chafita de lo que se hace en otros países con mayor reconocimiento en el tema.

Después de que paulatinamente fuera perdiendo el encanto y cada vez más, comencé a des afanarme de ese medio, porque no paraba de decepcionarme entre otras cosas que  la mayoría de las personas que asisten y que producen esos eventos se creyeran de otro nivel sólo por estar ahí, también me chocaba ver a modelos en los huesos, como si eso fuera sano. Es importante para mi detenerme en este punto y enfatizar que, por muy trillado y cursi que suene, odio con odio jarocho, que se continúe vinculando estrechamente a la moda con la anorexia y otros tipos de desordenes alimenticios por seguir atendiendo a malditos parámetros de “belleza”que nada tienen que ver con las mujeres y hombres de mi país.


Si bien somos el resultado de una gran mezcla de razas, la verdad es que en la semana de la moda en México, se ven sobretodo modelos, hombres y mujeres, argentinos, brasileños y uno que otro europeo, pero mexicanos de aspecto indígena, bajitos, de estructura ósea ancha, de piel morena o apiñonada, no he visto ni a uno solo. No digo que así seamos TODOS los mexicanos, yo por ejemplo, no, todo lo contrario, pero reconozco que en ellos también está la riqueza cultural de mi país.




Aún a veces, cuando mis amigos me invitan, hay una parte de su trabajo que me llena de orgullo, sin embargo, siempre también termino irritada reflexionando acerca de por qué chinitas, en la mayoría de sus desfiles sigo viendo a modelos altos, rubios y esbeltos con acentos de otras regiones de Latinoamérica, si en mi México hay gente igual o más bella.




Desde que mi amigo Mario me invitó a regresar a jugar ultimate frisbee (aquí te dejo una liga para que veas de qué se trata), hacía casi diez años que no lo practicaba, y aunque diario paso lista en mi clase de pilates, y los fines de semana entreno, debo reconocer que no ha pasado un sólo día sin que me duela un músculo porque es un deporte que exige mucho más de mi condición física y mental; y aunque juro y escupo que ese dolor es maravilloso, porque me recuerda que tengo un cuerpo y funciona perfectamente, y que el dolor muscular es el resultado de trabajarlo, no puedo negar también que hay días que no tengo energía para saltar de la cama, y es que no es lo mismo Los Ángeles de Charlie, que diez años después.



Entonces aplaudo fuerte, me sacudo las penas y el cansancio acumulado y me dispongo a prepararme un desayuno súper rico.

El otro día, en el súper pensaba en armar mi despensa con alimentos ricos en nutrientes que pudieran ayudarme a recuperar energía después de mis actividades físicas; entonces se me atravesaron unas cuantas semillas y recordé las ya incontables ocasiones en las que diferentes personas me han dicho a manera de sugerencia con tintes de advertencia que no debería de comer cacahuates, aunque ninguna había logrado explicarme el por qué. Han sido tan recurrentes, que cada vez que topo o sólo imagino cacahuates, se escucha un órgano, un trueno y una risa macabra de bruja, como si el maligno estuviera cerca.Por fin encontré la respuesta, y es tan sencilla como debatible. 

En la corteza de los cacahuates se crea el ambiente perfecto para que mini hongos edifiquen un reino, y pues estas criaturitas pueden provocar serias enfermedades en el organismo. Sin embargo, si fuese necesario, ya sea asándolos o pasándolos por agua hirviendo te puedes deshacer de su corteza de manera sencilla, aunque en realidad y siendo sinceros, es más fácil comprarlos ya pelados, y así difícilmente los encontrarías contaminados.


El cacahuate contiene antioxidantes como la vitamina E o la C, así como 5 de las 7 vitaminas que constituyen al complejo B en cantidades importantes (el ácido fólico se encuentra en 10% de la recomendación diaria en una porción de 30g); es rico en vitamina E, aportando 25% de la recomendación diaria en una porción de tan sólo un puñito de cacahuate y aporta grandes cantidades de potasio, 10% de la recomendación diaria para ser precisos, por lo que a las personas con diabetes o con resistencia a la insulina nos caen de maravilla siempre y cuando se consuma en versiones bajas en sodio (sal) y sin azúcar añadida.

Por eso, la próxima vez que me digan que el cacahuate es pésimo para la salud, sacaré mi bolsita con cierre atiborrada de cientos de ellos y los comeré lentamente mientras los miro fijamente a los ojos.


No sé si le venga en la sangre europea, por parte de madre o de padre,  o si fue la elegida por los dioses. El hecho es que esta pequeña (mujer niña) tiene más estilo en el dedo meñique del pie izquierdo que varios colegas que se dedican al “fashion”.


Es por esa razón que no podía dejar de hablar de ella e ilustrar con su preciosa existencia mi blog.


Millie Bobby Brown, con tan solo 13 añitos de edad, tiene 5 años de carrera en las ligas mayores, aunque fue hasta la llegada de Stranger Things que se puede decir que la fama tocó el timbre de su puerta.


Su éxito es el ejemplo perfecto para hablar de destino, pues atiende al popular proverbio que dice algo así como “cuando algo está destinado para ti, aunque te quites y cuando no, aunque te pongas”, porque en realidad, cuando recién llegó a Orlando,  fue inscrita por su padre en una pequeña escuela de actuación, baile y canto los fines de semana, porque seguramente ya no sabía como mandarla a ver si ya había puesto huevos la gallina de los huevos de oro; y fue ahí, donde un caza talentos la encontró y les propuso a sus padres llevarla a probar suerte a Hollywood.


Y pues actualmente su vida está dividida entre Los Angeles y Londres, lo que a mi me deja claro que para donde voltee, es constantemente bombardeada por el arte de personas súper creativas  e intelectuales, y paisajes increíbles también, por lo que el estilo lo respira y lo transpira.



Sé que no soy ni la primera ni la última, y tampoco la única que seguramente habrá  hablado de esta manera, o sea, echándole tanta crema a los tacos, a los míos y a los de Millie, pero desde donde yo la veo, se merece todo. 


Entonces decidí que era buena idea, nominarla al premio de la academia como La Mujer Niña Mi Niña Mujer más fresca y bonita de todos los tiempos.






Hay música e imágenes que nos conectan directamente con nuestro pasado, y en el caso de esta serie sucede que cuenta con el arte y con los elementos necesarios para desactivar todas las resistencias, las nuestras y las de las nuevas generaciones, y mandarnos directo y sin escalas a los años maravillosos.



Donde nos encontramos con personas parecidas a lo que hace no mucho tiempo fuimos;  familias unidas como de comercial, niños jugando en la calle sin temor a nada o realizando actividades escolares que suceden un par de veces en la vida, donde también nos hacemos de importantes camaradas; además de fiestas y reuniones en casa de nuestros papás.

En fin, eventos trascendentales que nos marcaron porque dieron lugar a nuestras primeras borracheras, al primer beso o incluso, donde llegamos a tercera base, y mientras todo eso nos sucedía, éramos abrazados por una ola cinematográfica hermosa, hecha de historias increíbles como “E.T.”, “Alien”, “Los Goonies”, “Encuentros cercanos del tercer tipo”, “Pesadilla en la calle del infierno”, “Quédate a mi lado”, y varias más que hoy forman parte de nuestro ADN intelectual y emocional, repleto de códigos e información que nuestro inconsciente nos hizo favor de registrar.





Stranger Things está llena de referencias que nos permiten contactar con la melancolía y nostalgia de momentos significativos de nuestra infancia y adolescencia; nos recuerda todo lo que sentíamos en ese momento, y para mi, ese viaje, no tiene precio.


Lo que estoy a punto de escribir es una declaración que igual a nadie le importa y sin embargo cruzo los dedos para que tú la leas. Tengo una obsesión con Dua Lipa.

Dua Lipa, 5 motivos para obsesionarme y espero que tú también lo hagas.


En primer lugar porque no es una espiga, pero tampoco tiene rollitos en el abdomen, al contrario, está súper duper trabajada y entonces lo saludable se pone de moda.

Por cejona, y es que aunque hace tiempo ya, se popularizaron las cejas gruesas y abundantes, la verdad es que desde mi particular punto de vista, si no es natural, no te va. Pero no es el caso de Dua, que desde que comenzó a publicar sus videos caseros en youtube, su ceja , al igual que ella, siguen siendo las mismas, sólo que con más fama y renombre.


Por su labios carnosamente naturales. Es de dominio público en este blog que odio el botox con odio jarocho, y ese es el peor de los odios. De manera que las mujeres de labios naturalmente gruesos captan enseguida mi atención y profunda admiración porque fueron las elegidas por los dioses para ser sensuales desde que nacieron, en cambio a las demás nos tocó estudiarlo y trabajarlo.

La voz grave. Ese vocerrón es la evidencia de la gran seguridad que se carga y va totalmente ad hoc con su personalidad de amazona.


Por su lengua rosadita.  Últimamente he puesto demasiada atención a la lengua de las personas que muestran ese músculo llamado lengua por doquier, y me doy cuenta del nivel de importancia que cobra la higiene bucodental en la imagen de las personas, a tal punto que he decidido escribir un ensayo al respecto, mismo que publicaré en próximas ediciones bajo el título de “La lengua, la ventana del alma”.


Creo firmemente que el aplauso, en parte se lo deberían de llevar sus padres, quienes le dieron la seguridad necesaria para que ahora, a sus cortísimos 22 años de edad sea super hiper famosa y segura. ¡Bravo!

Popular Posts